Fandigital y Comicdigital emplean cookies para determinadas funcionalidades. Si continúa navegando asume la aceptación de las mismas.
HK noir (23): El Último Gangster - Pantalla Invisible - blogs de cine
Buscar en
Estás en CINE >> BLOGS >>

HK noir (23): El Último Gangster

Un artículo de Eduard Terrades Vicens || 14 / 4 / 2014
Pantalla Invisible

En el último lustro se han realizado bastantes producciones que retratan, con mayor o menor acierto, el Shanghái de principios del siglo pasado, su ascenso como ciudad cosmopolita, receptiva a todo tipo de influencias culturales extranjeras, hasta su caída en 1937, cuando el 19 de Agosto de ese mismo año fue tomada por las tropas japonesas en lo que se conoce como “Batalla de Shanghái”. El último Gangster (2012) incide en el tema desde la óptica de la figura histórica de Du Yuesheng, un padrino que supo cómo camelarse a las autoridades militares de la época para poder forjar su vasto imperio de negocios turbulentos, siempre con el objetivo de enriquecerse para ayudar de rebote a los de su comunidad. Para ello se ha servido de un actor que mejor que nadie sabe como bordar este tipo de papeles: Chow Yun-fat, quien interpreta a un veterano tríadico que emula a ese capo del glorioso Shanghái que logró construir y esconder su pequeño oasis en uno de los casinos y locales de moda de la ciudad. Sin inscribirse en un solo género, el regordete productor y cineasta hongkonés Wong Jing regaló uno de los mejores filmes que explora ese momento crucial para la segunda mayor ciudad de la China comunista.

Pantalla Invisible



Historicismo, dramatismo, romanticismo, heroísmo, belicismo… adjetivos que sirven para describir muchas de las secuencias que conforman este relato intenso en que se narra, a través de distintos flashbacks, el camino que recorre Cheng Daqi, un chaval muy arraigado a su tierra, cuyos ideales patriotas no estaban reñidos con su deseo de prosperar, hasta convertirse en el gangster actual que es (Chow Yun-fat) en el momento que arranca el filme. En sus años mozos (interpretado por el actor y modelo chino Huang Xiaoming) tuvo que hacerse un hueco a base de sudor y sangre para ganarse su propio territorio y convencer a otro mafioso en ascenso (Sammo Hung) de que le dejará una parte del pastel para abrir su negocio, siendo salvado en cierta ocasión por cierto rufián que luego se convierte en un poderoso militar (Francis Ng), y procurando que la senda del amor no termine cegándolo en sus ansias de prosperar como empresario tríadico. Así pues, en la primera hora asistimos a sus vicisitudes como galante embaucador, faceta que le sirve para forjar su imperio, y en la segunda hora, a la defensa de su patrimonio ante la inminente invasión nipona, su voluntad de hierro por salvar a cuantos camaradas mejor y vengar a todos aquellos amigos que han caído en las redes de los militares traidores, supeditados al ejército japonés con el objetivo de expropiar las riquezas de sus paisanos con tal de enriquecerse.

Pantalla Invisible



Se ha discutido mucho sobre el papel que jugaron estos capos de la mafia local en el conflicto bélico, ahora endulzados por la visión romántica del nostálgico idealismo patriótico. También de la figura del tríadico en los 80, mitificada por el cine de acción y el subgénero del “heroic bloodshed” que impulsó John Woo con títulos fundacionales como A Better Tomorrow (1986) o The Killer (1989), curiosamente protagonizados por Yun-fat. Eran películas en que el mafioso tenía ideales, e incluso nobles intenciones, protegía a sus camaradas, su código de honor fraternal le impedía convertirse en un sádico, más bien en un revolucionario anarquista que quería vivir holgadamente en una sociedad que adoraba el dinero fácil, y que combatía a los verdaderos y crueles gánsteres, aun sabiendo que arriesgaba su vida y que no saldría bien parado por ello. Eran caballeros más que criminales y expresaban un ideal (criticado en su momento por gente del sector como el propio Jackie Chan, que se quejaba de que las triadas se estaban convirtiendo en ídolos para las nuevas generaciones), siguiendo un poco la línea de las “ninkyo eiga” en el cine nipón (literalmente películas de caballeros, protagonizadas por enamoradizos forajidos de la ley).

Pantalla Invisible



Siendo Wong Jing un empresario del sector cinematográfico que se nutrió de ese género para forjar su propio imperio productivo, es natural que para contar esta historia de vencedores y vencidos, de personajes que vivían al margen de la ley y se les condecía ese privilegio porque aportaban capital en el Shanghái de la milagrosa década de los años 20, haya querido recuperar los códigos morfológicos de ese tipo de cine que se rodaba y consumía compulsivamente hace tres décadas. Por lo tanto, y más allá de las escenas de acción pura y dura, de ciertas sub-tramas secundarias o aspectos de guión que podrían pulirse, Jing consigue un filme de exquisita belleza formal, teñido por un romántica aura nostálgica y que deja en pañales a todas las demás producciones que se han rodado en las últimas temporadas (empezando por Blood Brothers, reseñada en esta misma sección, y terminando por la descafeinada co-prdoucción Shanghái, en la que también aparecía Yun-fat haciendo de mafioso al lado de un sosainas John Cusack). Y aun no siendo una obra maestra, su ajustado presupuesto luce en pantalla, especialmente en la contienda bélica en pleno centro de Shanghái, recreada majestuosamente en una perfecta combinación de decorados, explosivos reales y CGI. Si alguien pensaba que el cine noir de Hong Kong estaba algo enquistado en sus límites geográficos naturales, producciones como ésta (o Drug War, de Johnnie To) nos hacen ver la propensión del género más allá de sus fronteras, en este caso, para tratar un conflicto histórico ocurrido con su vecina China, a la que ahora la industria hongkonesa se asocia a menudo para forjar grandes superproducciones como ésta.

Ediciones disponibles: editada en nuestro país por Isaan Entertainment a través de la distribuidora Karma Films, únicamente en DVD, pero con un máster impecable que para nade tiene que envidiar al Blu Ray hongkonés.

Opinión de los lectores

No hay mensajes publicados, publica el tuyo . La identificación es voluntaria pero te permite mantener tu nombre y avatar. Hazlo desde aquí

Nombre:

Texto:

Introduce el código de validación inferior en la casilla:


Normas de uso:

-Agradecemos cualquier punto de vista adicional sobre el artículo.
-Tu comentario nos aportará más si no descalifica la opinión del redactor y aporta tus propias razones al debate. Cualquier corrección será, por supuesto, bienvenida.
-Está prohibido el spam, los enlaces a contenido ilegal y las descalificaciones.
-Este formulario no procesa html.







Pantalla Invisible

La sección en donde se dará a conocer obras perdidas del cine, de ayer y de hoy, con el objetivo de que lleguen al espectador con mayores inquietudes cinéfilas

Actualización: Lunes.

Blog administrado por Eduard Terrades

ARTICULOS DE PANTALLA INVISIBLE

Buscar PANTALLA INVISIBLE en

Buscar PANTALLA INVISIBLE en NEWS









© Revista Fandigital.es 2000-2017
Revista iPad / | Contactar