Fandigital y Comicdigital emplean cookies para determinadas funcionalidades. Si continúa navegando asume la aceptación de las mismas.
Shift - Pantalla Invisible - blogs de cine
Buscar en
Estás en CINE >> BLOGS >>

Shift

Un artículo de Eduard Terrades Vicens || 28 / 7 / 2014
Pantalla Invisible

Entre la astracanada chabacana y el cine de autor contemplativo más sesudo encontramos algunas propuestas venidas de Filipinas que integran ambas categorizaciones descriptivas sin decantarse por el radicalismo de ambas. Tal es el caso de Shift (2013), una comedia romántica que aboga la igualdad del colectivo gay, lésbico y transexual mediante una historia de amor imposible, de sentirse enamorado por una utopía y, a pesar de ello, intentar alcanzar esa meta invisible. Un filme pequeño, así como de metraje muy ajustado (80 escasos minutos), con el que nos podemos sentir identificados en algunas de sus situaciones, dado que están planteadas con la sencillez y la ternura más absoluta.

Pantalla Invisible



Una muchacha cosmopolita con inquietudes culturales trabaja en el turno de tarde de una compañía de atención al cliente de telefonía subcontratada por una compañía madre, cuya peculiaridad es que da trabajo a personas homosexuales y transexuales. Ella es la única hetero y trabaja emparejada con su compañero gay, al que admira por su profesionalidad y del que surge un vínculo emocional que va más allá de la amistad. O eso quisiera ella, pues él ha conocido a un turista australiano del que se siente profundamente enamorado y eso provoca una desunión en su amistad. Así de simple y así de intimista es el relato que nos plantea Siege Ledesma en su debut en el largometraje (antes había realizado un solo documental). Un relato teñido de cierta tristeza, así como en el devenir de su historia, amparada siempre por las nuevas tecnologías y las redes sociales como medio de comunicación universal y la manera con la que los personajes logran expresar sus sentimientos más profundos. He aquí el doble juego en su título: por un lado, la tecla “shift” de un teclado indica siempre un cambio, una modificación de un orden superior de una tecla, y ese cambio se produce en la empresa cuando después de una filtración de información deciden cambiar las parejas de trabajo y despedir a varios empleados, con lo que nuevos compañeros y nuevas historias de amor surgen entre trabajadores de la empresa; y por el otro, ese deambulo (uno de los sinónimos de “shift” en inglés) en nocturnidad por las calles de Manila, en la que varios personajes buscan respuestas a esos cambios emocionales que están sufriendo de resultas de la restructuración que está experimentando la empresa, evocan ciertos sentimientos contradictorios en sus corazones.

Pantalla Invisible



Son sentimientos que también nos dilapidan el bombeo de nuestros corazones, y más si alguna vez en nuestra adolescencia o juventud hemos experimentado alguna experiencia similar a la que protagonizan los personajes. O si hemos tenido algún amor platónico: seguro que algunos a la larga consiguen conquistarlo o, por el contrario, siguen anhelándolo de por vida, esperando que en un lustro… una década… pueda convertirse en algo tangible. Eso es lo que espera la rebelde protagonista, sabiendo que lo tiene muy complicado porque no solo deberá cambiar el corazón de su amigo, sino también su orientación sexual: una gesta, esta sí, prácticamente utópica. Con ello, Ledesma nos habla de ciertas problemáticas y discriminaciones que tiene el colectivo gay, lésbico, bisexual y transexual en su país, aunque tampoco ahonda demasiado en ello porque su objetivo ha sido realizar una comedia que pasa de lo romántico a lo dramático, rozando lo trágico (para la chica es una tragedia que su compañero de trabajo y amigo sea gay). Lo cierto es que, cuando la estás visionando, esta dualidad entre romanticismo exasperado y dramatismo inducido a uno le recuerda al dualismo surgido en la complicada, tensa y destructiva relación que mantenían Leslie Cheung y Tony Leung Chiu-wai en Happy Together (Wong Kar-wai, 1997). La diferencia es que en Shift toda la fuerza dramática, el tour de forcé interpretativo, recae en la interpretación de la actriz y cantautora Yeng Constantino, que con su máxima expresividad y encanto deja empequeñecido a su pareja de reparto (Felix Roco). Sea como fuere, éste es un filme pasional al que los que tienen el corazón más gélido que un glaciar les aburrirá, pero lo que crean que lo más bonito del mundo es el amor puro se emocionaran y recordaran el primer día que se enamoraron de verdad.

Pantalla Invisible



Ediciones disponibles: vista en Festivales especializados.

Opinión de los lectores

No hay mensajes publicados, publica el tuyo . La identificación es voluntaria pero te permite mantener tu nombre y avatar. Hazlo desde aquí

Nombre:

Texto:

Introduce el código de validación inferior en la casilla:


Normas de uso:

-Agradecemos cualquier punto de vista adicional sobre el artículo.
-Tu comentario nos aportará más si no descalifica la opinión del redactor y aporta tus propias razones al debate. Cualquier corrección será, por supuesto, bienvenida.
-Está prohibido el spam, los enlaces a contenido ilegal y las descalificaciones.
-Este formulario no procesa html.







Pantalla Invisible

La sección en donde se dará a conocer obras perdidas del cine, de ayer y de hoy, con el objetivo de que lleguen al espectador con mayores inquietudes cinéfilas

Actualización: Lunes.

Blog administrado por Eduard Terrades

ARTICULOS DE PANTALLA INVISIBLE

Buscar PANTALLA INVISIBLE en

Buscar PANTALLA INVISIBLE en NEWS









© Revista Fandigital.es 2000-2017
Revista iPad / | Contactar